Resistencia en el golpe chileno

, por  La Pedrada , popularidad : 2%
Resistencia en el golpe chileno

Resistir y luchar en contextos de violaciones a derechos humanos es posible. Así nos enseña la experiencia de las organizaciones que enfrentaron la represión y persecución de la dictadura militar en Chile, país que el 11 de septiembre de 1973 sufrió un golpe de Estado, encabezado por el militar derechista Augusto Pinochet con apoyo de Estados Unidos.

Durante la dictadura el trabajo de organizaciones no sólo fue la defensa legal de las víctimas, sino también la documentación. Esto impidió que los casos cayeran en el olvido, permitió combatir la impunidad, iniciar la búsqueda de quienes fueron desaparecidos forzadamente y constituyó un ejemplo para muchas organizaciones en la región, como el Comité de Cooperación para la Paz en Chile (COPACHI), la Vicaría de la Solidaridad, la Agrupación de Familiares de Detenidos Desaparecidos (AFDD), la Comisión Chilena de Derechos Humanos, el Comité de Defensa de los Derechos del Pueblo (CODEPU), la Comisión Nacional Contra la Tortura y el Movimiento contra la tortura Sebastián Acevedo, entre otras.

La documentación permite enfrentar el contexto de represión actual. Chile atraviesa una escalada represiva detonada en octubre de 2019 por el aumento a las tarifas en el transporte público y demás demandas, cuyo trasfondo es la desigualdad económica y social que implantó la dictadura. En este contexto cobra importancia el Informe de la misión quebeco-canadiense de observación de los derechos humanos en Chile, un encuentro entre diversas organizaciones sindicales, políticas y académicas de Quebec, en conjunto con la CODEPU y el Observatorio Ciudadano de Chile.

El documento da cuenta de cómo la estrategia represiva, implementada por el gobierno del presidente Piñera, se ensañó con comunidades altamente marginadas o con antecedentes de lucha social. Sin embargo, también reconoció: “la eficiencia de una red de personas militantes y observadoras de derechos humanos, muy activas, en su mayoría mujeres que persistían, pase lo que pase, en tomar el relevo de un Estado deficiente, registrando con rigor las violaciones a los derechos humanos, organizando brigadas de socorristas voluntarios, interviniendo a favor de personas manifestantes heridas por bombas lacrimógenas o perdigones, abogando por las personas migrantes, buscando ayudar y defender a las personas manifestantes detenidas y encarceladas o efectuando visitas de seguimiento en las diversas comisarías de la ciudad”.

Lo anterior supone que la conmemoración de fechas, como el golpe de Estado contra el presidente Allende, no es sólo una cuestión nostálgica, sino una reivindicación de la memoria de quienes han luchado por transformar la realidad, quienes sin importar el terror que pueda sembrar el gobierno, están dispuestos a la solidaridad y a trazar un camino para que las siguientes generaciones aprendan y mantengan la convicción de que resistir no es fácil pero es necesario.

Navigation

AgendaTous les événements

octubre de 2020 :

Nada para este mes

septiembre de 2020 | noviembre de 2020